El outsourcing en el sector empresarial en la actualidad

25 May 2020

Técnicamente “outsourcing” consiste en movilizar recursos hacia una empresa externa a través de un contrato. De esta forma, la compañía subcontratada desarrolla actividades en nombre de la primera.

En esta publicación haremos numerosas referencias a otras publicaciones vistas y leídas en la red social Linkedin, y que al hilo me han parecido muy adecuadas. Así, hace poco leía:

Muchas corporaciones en su operación diaria terminan cayendo en trampas donde sus esfuerzos no se centran en vender, prestar sus servicios o ejecutar proyectos, sino en solucionar y atender los diferentes requerimientos internos, legales, fiscales, ambientales, etc, que generan los cuellos de botella en los procesos administrativos los cuales también se trasladan a los operativos al no prepararse o tomarlos en serio al momento de crecer, expandirse, implementar sistemas de integración o simplemente por no medir el riesgo.

De esta manera su corporación se ve afectada obteniendo evaluaciones negativas por sus clientes en servicio y atención, caída en ventas, estancamiento, procesos burocráticos, altos costos administrativos y operativos, restricción a tecnología, etc.

Si bien nos encontramos ante una opinión de un experto, creemos que es el fiel reflejo de la realidad. Cada vez son más el número de empresas que utilizan el outsourcing como solución a esos “cuellos de botella” haciendo mucho más competitivo su producto.

Inmersos como nos encontramos desde Expert & Technical Group SL en el análisis, desarrollo y comercialización del outsourcing técnico-pericial en diferentes sectores afines, como puede ser el sector de la mediación del seguro, a menudo observamos como gestores de grandes o pequeñas corredurías entienden que esos procesos internos, que generalmente son hasta improductivos, lo tienen resuelto con recursos propios. No llegan a analizar y comprender de la especialización y salto cualitativo que se les ofrece como solución a uno de sus problema, por el miedo de la externalización.

Por lo general, el outsourcing ofrece al mercado innovación técnica y especialización con un equipo multidisciplinar en un servicio concreto que, utilizando recursos propios, es muy difícil de ejecutar por una empresa.

De una manera muy acertada, leíamos en una publicación:

“El outsourcing ya no es una táctica de empresario novel que decide encargar fuera algo que no se puede gestionar internamente. Es un modelo de negocio alternativo que deja en manos de expertos la administración de una determinada actividad o servicio y donde la diferenciación en el mercado está en juego. Es una realidad contrastada que los servicios de externalización no sólo ayudan a capear la tormenta económica, también a crear ventajas competitivas, incluso en tiempos de turbulencias.”

En los tiempos que corre, la especialización ya no solo es un grado, sino es el elemento que te hace diferenciarte del resto de las empresas de tu sector. Llegado a este punto la empresa tiene dos caminos, o invertir en recursos propios, tanto personal como desarrollo informático, para disponer de ese servicio especializado o externalizarlo, dando un servicio de calidad y diferenciador: El outsourcing.

“El outsourcing ofrece al mercado innovación técnica y especialización con un equipo multidisciplinar en un servicio concreto que, utilizando recursos propios, es muy difícil de ejecutar por una empresa.”

Leía y de una forma muy acertada que:

“contar con una infraestructura tecnológica “de las grandes y de las buenas” ya está al alcance de cualquier compañía con independencia de su tamaño, y no es exclusividad de las grandes multinacionales; y este acceso permite centrarse no sólo en desarrollar la actividad interna, también expandirse hacia nuevos mercados. De hecho, en la actualidad “no es posible promover, de manera sostenida, una creciente especialización de los propios recursos en las actividades núcleo del negocio, y al mismo tiempo poseer un grado de especialización equivalente en actividades que no forman parte del core de su actividad”.

De una forma histórica, el outsourcing ha venido unido a las tecnologías de la informática (TI), siendo el sector que mayor ha explotado la externalización de los servicios y procesos. En la actualidad, el outsourcing de procesos de negocio, conocido por BPO (business process outsourcing) está implantado en todos los sectores empresariales y niveles productivos. La subcontratación de funciones del proceso de negocio en proveedores de servicios externos a la empresa, supone una reducción de costes y unos servicios más eficientes, eficaces y especializados, y esto en los tiempos tan competitivos en los que nos movemos puede ser un hecho diferenciador de tu empresa. Lo que debemos tener claro es que un outsourcing bien entendido y gestionado de una parte de los procesos o servicios de una empresa, le permite poder centrarse y derivar recursos a aquellos procesos altamente productivos que le hace crecer y acceder a nuevos recursos o mercados.

Personalmente, desde ETG 360 SL creemos firmemente en el outsourcing, con el fin de dar un carácter técnico, profesional e innovador al área de la gestión del siniestro. Ofrecemos al mercado un Outsourcing de la gestión de la siniestralidad mediante nuestro servicio “GIS”, donde con la sinergia entre la innovación, digitalización y desarrollo informático con equipos multidisciplinares altamente cualificados, nos permite ofrecer al sector empresarial, sea cual sea su área, un servicio integral en la gestión de riesgos y de la siniestralidad, desde la apertura hasta el cierre, incluso su defensa, en caso de disconformidad en el criterio adoptado por la compañía de seguros.

Firmado.
Javier M. B.

 



EXPERT & TECHNICAL
GROUP
Somos tu departamento pericial para resolver todas las consultas